Publicador de contenidos
Atrás

UEMA lanza la campaña 'Egin nirekin ere euskaraz!'

UEMA lanza la campaña 'Egin nirekin ere euskaraz!', en la que llama a superar los prejuicios sobre los vascos racializados

13·11·2023


La campaña es una demanda de muchos vascos que han arraigado en otros países, pero que en un primer momento se han dado cuenta de que el resto de la ciudadanía les niega el euskera. La campaña quiere recordar que el euskera tiene muchos colores y que aunque el color de la piel sea muy variado, todos estos ciudadanos son euskaldunes.

Los vascos son Arlenys, Haider, Aimar, Aya, Nora, Sefora, Miruna, Randy, Ekhi, Manna, Anastasia, Andriy, Zunnurain, Lassana, Abdallah, Alaia, Rayan y Leen, jóvenes que han puesto cara a la campaña Egin nirekin ere euskaraz! que UEMA ha presentado hoy en Ibarra.


Han nacido en Senegal, República Dominicana, Sáhara, Pakistán, Ucrania, Marruecos, Ecuador y País Vasco, entre otros países. Viven en Ondarroa, Leitza, Ibarra, Zestoa y Zaldibia, pero en el resto de municipios vascos hay otras decenas de Abdallah, Leen o Arlenys, afortunadamente.


Han recibido en casa urdua, árabe, mandinga, quechua, ucraniano, castellano o euskera. El euskera, en concreto, es la primera lengua para unos, la segunda para otros, y también la tercera para algunos. Sin embargo, hablan euskera en la escuela y con los amigos.


Pero muchas veces, por el color de la piel, los prejuicios o quién sabe por qué, el resto de la población les habla en castellano. Y no les gusta. Porque son vascos. Tal y como han señalado en los vídeos de la campaña, "sabemos que el euskera es el puente más hermoso, y cada vez que nos niegan el euskera también se nos niega el puente".

 

Por ello, han querido pedir al resto de la ciudadanía que también hablen en euskera con ellos. "Cuando nos niegan el euskera, también nos niegan ser y sentirnos autóctonos, aunque sea sin querer", han señalado los alumnos de Ibarra Aimar Toma y Andriy Tsera que han asistido a la comparecencia de hoy.