Visor de contenido web

Patrimonio

Molino Ieratxulo

Existen documentos que ya en el año 1551 nombraban con esta denominación a este molino “Ierachulo”. Desde tiempos inmemoriales el molino pertenecía al Concejo que tenía el deber de mantenerlo y/o alquilarlo. En 1816 se vende la edificación.

Años más tarde un industrial papelero compra el molino y utiliza su salto de agua en beneficio de su papelera. En la actualidad el Ayuntamiento ha recuperado su titularidad y aún se conserva el edificio y estructura principal de 75m2 de tres plantas. En la parte inferior destacan los arcos de piedra de las “estoldas” (alcantarillas).

Iglesia San Juan Bautista

De época románica. Está bajo la advocación de San Juan Bautista. Desde tiempos inmemorables resuenan en su interior agradables piezas musicales gracias al gran órgano electrónico y las grandes voces que, con esmero, se cultivan en el municipio.

Antiguamente, el día de San Juan se celebraban las fiestas patronales, pero en la actualidad, por coincidencia con la vecina Tolosa, se celebran el día del Corpus.

Plano de Anoeta

Este plano urbano del siglo XVI descubierto gracias a la labor investigadora de Aranzadi es un documento excepcional.

El plano policromado tiene un carácter singular por varias razones:

-La primera, por su antigüedad;

-la segunda, por pertenecer a un municipio tan pequeño ya que no abundan los casos en los que municipios de extensión similar a Anoeta posean su propio plano. Solo hay dos excepciones en toda Gipuzkoa: Donostia y Hondarribia.


El plano fue realizado por Jerónimo de Soto y en él se aprecian las localizaciones de la parroquia de San Juan, el molino Ieratxulo, la casa parroquial y los caseríos Goikoetxe, Borondegi, Aginagarena, Buztinaga e Idiakaitz.
 

Cruz de Gurutzeta

  • Emplazamiento: a 50 metros de la herri-ikastola de Anoeta.
  • Descripción: es una cruz de piedra del siglo XVI, correspondiente al estadio XII:
    • Jesús muerto en la cruz.
    • Lectura: Lucas 23: 44-46.
    • Objetivo: arrepentirnos de verdad de nuestros pecados. Alabanza, stabat mater, estrofa 16.

Nuevo escudo

El tema central del antiguo escudo de Anoeta desde el siglo XIX fue una representación de un cordero colocado sobre un libro sosteniendo una cruz entre sus patas. Esta imagen pertenecía a la iconografía tradicional de San Juan Bautista. Se representa a San Juan Bautista como guía y mensajero del Mesías, Jesucristo. El cordero de Pascua es una representación del sacramento de la eucaristía; la imagen del evangelio, representa la doctrina cristiana, la teofanía y la aparición. San Juan Bautista es el patrón de Anoeta a quién se consagró su iglesia parroquial. Desde 1868 existen documentos donde la aparición del cordero es una constante. El cordero aparece enmarcado en una orla ovalada y coronado con una corona de laurel. Esta iconografía ha servido para representar a Anoeta, a excepción de las décadas de los años 50 y 60 donde imperó la iconografía franquista inspirada en la heráldica de Fernando de Aragón y Juana de Castilla.

A iniciativa del Ayuntamiento, que quería reforzar la identidad y el sentimiento de pertenencia, se optó por fomentar la participación de los vecinos en la elaboración de un nuevo escudo que fuera la más fiel representación de todas las sensibilidades, por lo que se acordó que fueran éstos los que eligiesen si seguir con el antiguo escudo o cambiarlo.

Por su parte Aranzadi recibió el encargo del Ayuntamiento para que realizará una propuesta que debía partir de dos premisas: ser una representación de la sensibilidad de la población actual y que se obviaran símbolos o elementos que dividiesen a los vecinos.

El nuevo escudo se elaboró partiendo de estos dos condicionantes. Los elementos que se representan son:

- El río Oria y el monte Basagain: que son la representación de la territorialidad, expresión de la geografía física y de la Naturaleza de Anoeta. El río Oria es una constante en la historia de Anoeta. Aparece en un plano del siglo XVI. Ha dotado de energía hidráulica a sus molinos (Ieratxulo) y es su principal barrera física. El río se representa con cinco bandas onduladas y paralelas, que alternan el color azul y plateado, cruzando la punta del escudo.

Basagain es la principal cima de Anoeta y sus laderas descienden formando un relieve redondo y suave. Representa la historia, la cultura material fruto de la transformación y la domesticación del medio natural a través de la historia. En su cima se situaba un poblado, desde la Edad de Hierro, que dominaba el resto del territorio.

En la actualidad continúan las excavaciones (realizadas por Aranzadi) que ponen en valor la importancia de este castro o poblado fortificado. En el escudo el monte está representado con el relieve verde y el poblado es un conjunto de cabañas de madera rodeado de una muralla con elemento defensivos en madera y piedra.

- El cuco: Es la representación de los anoetarras. Según la literatura oral popular el cuco o “cuculus canorus” ha sido utilizado como gentilicio para nombrar a los habitantes de Anoeta (kukuarrak). El vuelo del cuco en el escudo simboliza el paso del tiempo, las generaciones que han surcado la geografía y la historia hasta nuestros días. El cuco se representa en color negro ya que los cucos machos son grisáceos y las hembras marrones, por lo que se eligió un color neutral de manera que no se realizará distinción alguna por razón de sexo. El Ayuntamiento realizó una consulta popular y se optó por adoptar, finalmente, este último escudo.